Seguros para Negocios
Llama 912 019 021
L-V de 8h a 22h y S de 10h a 15h

Contratar Seguro de Comercio Online

Contrata online tu seguro de comercio al mejor precio en 2 minutos.

- Contratar Seguro de Comercio Online

A través de Aseguratunegocio.com te podrás contratar online tu seguro de comercio y protegerte de los daños en tu local o instalación, así como de las posibles reclamaciones de responsabilidad civil que reciba tu negocio o la pérdida de beneficios que se derive de un siniestro.

El seguro de comercio que puedes contratar online ha sido seleccionado por Proyectos y Seguros, correduría especializada en la distribución de seguros con más de 30 años de experiencia, y destaca porque tiene la garantía de una de las principales Aseguradoras internacionales (Chubb) y permite asegurar comercios y oficinas, hasta 4,000 metros cuadrados y 30 millones de euros de facturación.

La garantía básica que ofrece el seguro son los daños materiales al local o instalaciones del negocio, causados por eventos externos y meteorológicos. Están cubiertos los daños por agua, daños eléctricos, la rotura de espejos y cristales, el robo, los daños en mercancías transportadas y la avería accidental de maquinaria y bienes electrónicos.

Además de los daños materiales, el seguro cubre la responsabilidad civil extracontractual por las reclamaciones al asegurado como consecuencia de daños producidos a terceros, clientes o empleados de forma involuntaria, incluyendo:

  • RC Explotación: por daños materiales o patrimoniales como consecuencia del desarrollo de la actividad del negocio.
  • RC Patronal: daños personales a los empleados de los que sea responsable la empresa.
  • RC de bienes confiados: por daños a los bienes de los clientes confiados al negocio.
  • RC Locativa: daños al propietario del inmueble.
  • Gastos de fianza y defensa.

Otras coberturas opcionales muy interesantes son la indemninzación diaria por pérdida de beneficios, por la cual se indemniza al asegurado por los ingresos que deja de obtener como consecuencia de un siniestro (por ejemplo, si debe cerrar el negocio temporalmente), o la cobertura de bienes refrigerados, por la que se cubren las pérdidas que se podrían producir en alimentos refrigerados en cámaras frigoríficas en caso de un siniestro de daños eléctricos que haga que dejen de funcionar, y ocasione su deterioro, y la avería de maquinaria por daños accidentales.